miércoles, 3 de febrero de 2016

Potente Jarabe para eliminar las piedras en los riñones


En muchas ocasiones estas piedras o cálculos pueden ser eliminadas por la orina sin necesidad de ninguna asistencia médica, pero en algunos otros casos, puede ser una tarea muy compleja y dolorosa, dependiendo del tamaño de las mismas.

Si tienes esta condición de salud, seguramente en algunas ocasiones te has visto en la necesidad de tomar analgésicos para aliviar el dolor y beber una gran cantidad de líquido para eliminar la piedra o las piedras, a través de la orina. En determinada situación, se requiere cirugía si la piedra es demasiado grande.
Sin embargo existe un jarabe muy potente que puede ser otra opción saludable, la cual se basa en combinar un montón de líquidos para eliminar la piedra. A continuación puedes conocer como preparar esta bebida que te ayudará a eliminar los cálculos renales.

Jarabe casero para quitar piedras en los riñones
Ingredientes:

1 taza de jarabe de arce orgánico (conocido también como miel karo)
250 gramos de perejil
250 gramos de limón
250 gramos de miel pura orgánica
250 gramos de aceite de oliva
Instrucciones para hacer el jarabe:

Pica el limón con la cáscara, luego poner en la licuadora y mezclar.
Luego picar el perejil y agregarlo en una licuadora.
Al final añadir el aceite de oliva y el jarabe de arce y mezclar todos los ingredientes hasta obtener una masa homogénea.
Deberás transferir la mezcla a un frasco de vidrio y guardarlo en la nevera.
Cómo tomar el jarabe
Consumir una cucharada de la mezcla cada mañana con el estómago vacío. También es aconsejable el consumo de grandes cantidades de líquido durante el día, en especial agua.

El perejil es muy importante en la mezcla porque es un diurético natural que puede aumentar el caudal de orina, con lo cual estaremos ayudando a los riñones en la expulsión de las piedras.
El limón es el ingrediente más importante en este jarabe. Es el producto perfecto que aumenta la acidez de la orina y de esa manera se funde la piedra en el riñón.
La miel suaviza los efectos actuando como un antibiótico y el aceite lubrica.