sábado, 31 de enero de 2015

Cuánta agua necesitamos beber al día


Las necesidades de agua de cada persona varían dependiendo de cada cuerpo, aunque a nivel general está aceptado el hecho de que una persona adulta necesita alrededor de 2 litros de agua al día para mantenerse equilibrado, debido al líquido que se elimina gracias al metabolismo. Un 60% de nuestro cuerpo es agua y para que éste funcione correctamente es necesario mantener equilibrada esta proporción.

Es cierto que el agua nos puede ayudar a perder peso y es necesaria para mantenernos hidratados y vitales. Sin embargo, hay quienes cometen el error de consumir más agua de la que su cuerpo necesita para cumplir sus funciones, sin saber que en realidad pueden estar poniendo en riesgo su salud en lugar de hacerle un bien al organismo.  Por esta razón hoy te queremos contare una interesante información para que aprendas a consumir la cantidad de agua adecuada según tu peso.

Toma agua según tu peso
Aunque muy pocas personas lo tienen en cuenta, el peso corporal de cada uno tiene mucho que ver con la cantidad de agua diaria que deben tomar. Por ejemplo, una persona delgada no necesita tanta cantidad de agua como una de peso corporal más elevado. Sin embargo, como todos tenemos un peso corporal diferente, existe una fórmula que nos puede ser bastante útil.

Para lograr la cifra exacta para consumir agua saludablemente según tu peso corporal, necesitas tomar el valor de tu peso corporal en libras y dividirlo para dos. El resultado de esta operación matemática es igual a la cantidad de onzas de agua que tu cuerpo necesita a diario.

Por ejemplo:
una persona pesa  116 libras (52 kg) y divide su peso en 2 partes; como resultado da 58 onzas (26 kg), que en otras medidas vienen siendo unos 5 vasos por día.

Fórmula para no olvidar:
(Peso corporal en libras) / (2) = Cantidad de agua diaria en onzas.

Casos particulares
En caso de practicar algún tipo de deporte o hacer ejercicio intenso, se recomienda consumir un litro adicional de agua por cada hora de ejercicio.
Si en la dieta no incluyes muchas frutas y verduras, es conveniente que consumas por lo menos 2 litros de agua al día.
La hidratación es fundamental si padecemos alguna enfermedad o tenemos las defensas bajas. En este caso también es conveniente beber más agua de lo normal.