miércoles, 21 de enero de 2015

10 excelentes razones para consumir agua con limón.


Por la mañana, tarde o noche, se ha demostrado que el consumo de agua con limón es muy benéfica para la salud. Los activos de este sencillo elixir actuarán en tu organismo para sentir inmediatamente sus bondades. 10 excelentes razones para consumir agua con limón.

Auxiliar en la pérdida de peso

Las propiedades del limón ayudan a activar el metabolismo, al mismo tiempo que provocan sensación de estar satisfecho. Si estás en un régimen alimenticio para liberar peso, un vaso con agua y el jugo de un limón serán tu mejor aliado por las noches.

Rejuvenece la piel

La gran cantidad de antioxidantes que contiene el limón combaten los radicales libres, que son los responsables del envejecimiento prematuro. El vaso diario de agua con limón le dará naturalmente un aspecto más joven a tu piel.

Ayuda a una buena digestión

La acidez del jugo de limón tiene características similares a los jugos gástricos, por eso es excelente eliminando las toxinas del cuerpo. Según el sistema alimenticio hindú ayurveda, es muy importante mantener siempre la temperatura del agni, (o fuego interno) para evitar problemas estomacales. El limón y sus propiedades mantendrán tu organismo libre de inconvenientes.

Hidrata el sistema linfático

El agua naturalmente hidrata el cuerpo, pero añadir el jugo de un limón ayuda a hidratar el sistema linfático. ¿Los beneficios? Glándulas suprarrenales hidratadas, lo que significa; mucha energía para decirle adiós al estrés, estreñimiento y la fatiga.

Equilibra el pH natural de tu cuerpo

Aunque su sabor es ácido, el limón una vez dentro del cuerpo es alcalino. El tomar un vaso de agua tibia con limón todas las mañanas, hará la diferencia pues un pH alcalino es la clave para el bienestar y la salud.

Fortalece el sistema inmunológico

El limón es rico en vitamina C y potasio, lo cual no solo nos ayuda a evitar resfriados, pues el potasio ayuda al control de la presión arterial, mientras estimula el sistema nervioso y el cerebro.

Ayuda a la eliminación de líquidos

El agua con limón actúa como un diurético natural, muy suave con el organismo. Su función es aumentar la micción en el cuerpo, de esta manera también eliminarás más rápidamente las toxinas a través de la orina.

Tiene propiedades antibacteriales

Su alto nivel alcalino afecta el pH de las bacterias, eliminando una gran cantidad de estas. Algunos estudios han demostrado que el jugo de limón puro elimina la temible bacteria E. Coli. ¡Cuidado! El limón es un auxiliar no un desinfectante, las frutas y verduras deben ser lavadas y desinfectadas antes de ser consumidas.

Disuelve la mucosidad

El limón es muy efectivo como auxiliar en controlar el exceso de mucosidad en el cuerpo, la cual está siempre presente, no solo cuando enfermamos de gripa. El exceso de mucosidad se genera debido a consumo de alimentos lácteos en exceso, debido a su pH ácido.

Conserva un buen aliento

Más allá de la boca, el aliento inicia desde el estómago. Un sistema digestivo limpio y libre de bacterias excesivas, desaparece por completo la posibilidad de mal olor en el aliento.