lunes, 23 de junio de 2014

A bajar de Peso con Piña y Aloe Vera


PIÑA Y ALOE VERA

Recientemente se realizó un estudio de medicina bioenergética, donde se determinaban las grandes propiedades de estas dos plantas. Son económicas y faciles de conseguir y se les atribuye grandes maravillas naturales que bien merece la pena conocer:

Tienen beneficios para los problemas del sistema digestivos, como por ejemplo la colitis, la gastritis, la irritación del colon… desinflaman y desintoxican.

La combinación de piña y aloe vera, alivia las inflamaciones, reduce el dolor y la pesadez..

Es un remedio excelente para el estreñimiento.

Además la mezcla de estos dos ingredientes dispone de grandes principios diuréticos, limpiando los riñones e incluso la sangre.

Beber batidos con aloe y piña, fortalece además nuestras uñas y nuestro cabello, gracias a sus múltiples vitaminas y minerales.

Previenen las trombosis y mejor la circulación.

Nos ayuda a reducir el colesterol y el ácido úrico.

En lo referente a combinar estos dos elementos para bajar de peso, se destaca su facultad para ir reduciendo la celulitis poco a poco, una mezcla que favorece nuestra depuración del organismo y nuestra desintoxicación. Nuestros intestinos quedan limpios, a la vez que depuramos mejor nuestros riñones. Todo ello nos va a ayudando a bajar de peso, y a quemar grasas. Como ya sabes la piña es una fruta excelente presente en todas las dietas. Podemos consumirlas en la cantidad que deseemos encontrando además una sensación saciante, ayudándonos así a digerir además cada comida con la que la acompañemos.
El aloe, que como ya sabes carece casi de sabor, es astringente, depurativa, elimina desechos y va reduciendo el hinchazón de nuestro vientre.
¿Cómo no probar juntos estos dos elementos tan favorecedores?

Dieta para bajar de peso con piña y aloe vera
Excelente, ahora que ya conocemos los múltiples beneficios de la piña y el aloe, vamos a aplicar en nuestra vida diaria este tónico ideal para ir bajando de peso. Esta dieta es básicamente depurativa y desintoxicante, de ahí que sea adecuado hacerla unos diez días seguidos al mes, siguiendo sobre todo una nutrición baja en grasas pero donde no falten las proteínas. Te explicamos cómo.

Batido de sábila y piña para empezar el día
¿Qué tal si empezamos el día con un nutritivo y saludable jugo de aloe y piña? Es perfecto para empezar el día con energía y depurando así nuestro organismo, mejorando nuestra salud intestinal. Toma nota:

Necesitaremos los siguientes ingredientes:

2 rebanadas grandes de piña
1 cucharada grande de pulpa de sábila o aloe vera-
1 cucharada de semillas de lino o linaza molidas
Un vaso de agua.
1. Bien, para tomar este excelente batido por las mañanas lo primero que haremos es preparar la pulpa de aloe. Basta con una cucharda, con el gel traslúcido del centro. Lo llevamos a la licuadora e introducimos también la piña, la cucharada de semillas de lino, el vaso de agua y listo. Consigue un jugo bien homogéneo, introduciendo por último el vaso de agua cuando todos estén bien mezclados.

2. Recuerda tomarlo durante estos diez días seguidos, de este modo obtendremos unos excelentes efectos depurativos al mismo tiempo que iremos quemando grasas. Y qué decir, si incluyes un par de cubitos obtendrás un batido refrescante que te encantará.

Cómo seguir la dieta de piña y sábila para el resto del día

Es muy sencillo, recuerda que, como ya te hemos dicho, esta dieta la seguirás durante diez días cada mes. Empezaremos el día con el batido antes señalado de piña, aloe y semillas de lino. Después deberás seguir las pautas que te indicamos:

Después de tu almuerzo y de tu cena, deberás tomar un vaso de jugo de aloe. De ese modo vamos a digerir mejor los alimentos, depurando grasas y toxinas. Es indicado que evites en estos días todo tipo de grasas, frituras, comidas industriales, harinas refinadas… ideal por ejemplo si te preparas unas buenas ensaladas en las que combines frutas. Por ejemplo: combina espinacas con trocitos de piña o naranja con nueces, junto a trocitos de pechuga de pavo. De este modo obtendrás proteínas, vitaminas y minerales.

Y ya sabes, después del almuerzo y la cena, prepárate un vaso de jugo de aloe. Para ello no tienes más que coger una cucharadita de la pulpa del aloe, un vasito de agua, y si lo deseas un poco de miel. Llévalo a la batidora y mézclalo todo bien.
La cena deberá ser ligera, unas berenjenas al horno por ejemplo, o unas alcachofas con aceite, vinagre y limón… una pequeña ensalada de piña y papaya, y después, otro vasito de aloe. Recuerda cenar dos horas antes de acostarte. Y cuando vayas a hacerlo, antes de ir a dormir, termina el día con otro vaso de jugo de piña.